Corriente Independiente de La Laguna

Entradas etiquetadas como ‘Actuar como sí’

Enero 17


Comida para el pensamiento.

Lo que importa es el ahora

Sólo podemos vivir el ahora, este momento. No podemos borrar los errores que cometimos ayer ni volver al presente los buenos momentos que hemos vivido. No sabemos lo que nos va a deparar el futuro ni podemos asegurar nuestra dicha y seguridad futuras. Lo que tenemos es el ahora, y el presente lo es todo.

Podemos seguir ahora nuestro plan de alimentación.

Podemos abstenernos en este momento. Podemos lidiar con nuestros problemas de hoy lo mejor que podamos, confiando en que Dios nos guía.

Sólo en el presente podemos estar en contacto con nuestro Poder Superior.

Si nos concentramos en el momento presente, podremos vivirlo más profundamente, y obtener una satisfacción que no conocíamos cuando lamentábamos el pasado y nos preocupábamos por el futuro. Pase lo que paso, el ahora es lo único que puedo y necesito manejar.

Gracias, Señor, por el momento presente.

24 horas al día.

Pensamiento del Día.

No hace mucho me sentía bien de venir a reuniones solamente una vez ocasionalmente y sentarme en torno esperando obtener algo de programa. Esto está muy bien al principio, pero no nos ayudará durante mucho tiempo. Tarde o temprano tenemos que entrar en acción, asistiendo a las reuniones regularmente, ofreciendo un testimonio personal de nuestra experiencia con el alcohol y tratando de ayudar a otros tragones. Levantar una nueva vida necesita toda la energía que acostumbrábamos emplear en tragar.

¿Estoy empleando por lo menos tanto tiempo y esfuerzo en la nueva vida que estoy tratando de construir en T.A.?

Meditación del Día.

Con la ayuda de Dios elevaré en torno mío una cortina protectora que mantendrá alejados todos los malos pensamientos. La adaptaré a mi actitud hacia Dios y a mi actitud hacia las demás personas. Cuando aparezca en mi mente un pensamiento de inquietud o irritación, lo desecharé inmediatamente. Sé que el amor y la confianza son los solventes de la preocupación y los enfados de la vida. Los utilizaré para tender en torno mío una cortina protectora.

Oración del Día.

Ruego porque los enfados, la cólera y la preocupación no puedan corroer mi cortina protectora contra todos los malos pensamientos. Pido poder desterrarlos de mi vida.

Reflexión Diaria A.A.

La felicidad llega quedamente

“El problema que teníamos los tragones era éste: Exigíamos que el mundo nos diera felicidad y tranquilidad de espíritu exactamente en la forma en que nos conviniera obtenerlas – por medio del alcohol. ¡Y no tuvimos éxito! Pero cuando dedicamos algún tiempo a enterarnos de algunas de las leyes espirituales y a familiarizarnos con ellas, y a ponerlas en práctica, entonces obtenemos felicidad y tranquilidad de espíritu. . . Parece que hay algunas reglas que tenemos que cumplir, pero la felicidad y la tranquilidad de espíritu siempre están allí, a la libre disposición de cualquiera”.

EL DR. BOB Y LOS BUENOS VETERANOS, p. 323

 

La simplicidad del programa de T.A. me enseña que la felicidad no es algo que yo pueda exigir. Me llega muy quedamente mientras sirvo a otros. Al ofrecer mi mano al recién llegado o a alguien que ha recaído, veo que mi propia sobriedad ha sido reforzada con una indescriptible gratitud y felicidad.

El lenguaje del Adiós

Actuar “como si”

La conducta a la que llamamos “actuar como si” puede ser una poderosa herramienta para la recuperación.

Actuar “como si” es una forma de practicar lo positivo. Es una manera positiva de aparentar. Es una herramienta que usamos para desatorarnos. Es una herramienta que decidimos usar en forma consciente.

Actuar “como si” puede ser útil cuando un sentimiento empieza a controlarnos. Tomamos conscientemente la decisión de actuar “como si” nos sintiéramos bien y fuéramos a estar bien.

Cuando un problema nos agobia, actuar “como si” nos puede ayudar a salir del atolladero. Actuamos como si el problema ya fuera a resolverse o ya estuviera resuelto, para que podamos seguir con nuestra vida.

A menudo, actuamos como si ya sintiéramos desapego.

Existen muchas áreas en las cuales el actuar “como si” –combinado esto con otros principios de recuperación- sienta las bases para la realidad que deseamos.

Actuamos como si nos amáramos a nosotros mismos, hasta que en realidad empezamos a cuidar de nosotros mismos.

Actuamos como si tuviéramos derecho a decir “no”, hasta que creemos que, efectivamente, lo  tenemos.

No aparentamos que tenemos dinero suficiente para cubrir un cheque. No pretendemos que un tragón no está bebiendo.

Usamos la conducta de actuar “como si” como parte de nuestra recuperación, para sentar las bases para nuevas conductas.

Nos forzamos a experimentar conductas positivas de recuperación, haciendo caso omiso de nuestras dudas y temores, hasta que nuestros sentimientos se emparejen con la realidad.

Actuar “como si” es una manera positiva de superar miedos, dudas y una baja autoestima. No tenemos que mentir, no tenemos que ser deshonestos con nosotros mismos. Nos abrimos a las posibilidades positivas del futuro, en vez de limitar el futuro con los sentimientos y las circunstancias de hoy.

Actuar “como si” nos ayuda a atravesar las arenas movedizas y a trasladarnos a un terreno firme.

Dios mío, muéstrame las áreas donde el actuar “como si” me podría ayudar a sentar las bases de la realidad que yo deseo. Guíame al usar esta poderosa herramienta de recuperación para ayudarme a crear una vida mejor y relaciones más sanas.

Anuncios

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: