Corriente Independiente de La Laguna

Mayo 21


Comida para el pensamiento.

Una razón para estar delgados

¿Cuántas veces hemos decidido bajar de peso para una ocasión o evento específicos? Para un viaje, una boda, un nuevo empleo, unas vacaciones, muchas de esas ocasiones nos pueden haber inspirado para reducir de peso en corto tiempo. El problema de bajar de peso para un evento específico es que cuando éste pasa, ya no tenemos un incentivo para mantener la pérdida de peso.

Muchos de nosotros nos hemos pasado años perdiendo y recuperando los mismos kilos una y otra vez. Como las razones que teníamos para bajar de peso eran superficiales, la pérdida era temporal.

Lo que necesitamos es tener una razón permanente para liberarnos de la grasa. Cuando guardamos la abstinencia y seguimos el programa de TA, no nada más bajamos de peso, sino que vivimos mejor. Tenemos más entusiasmo, satisfacción y paz interior, y también lucimos mejor y estamos más sanos. Nuestra razón para estar delgados es que ello nos da una vida más rica, más intensa, no sólo para determinada ocasión, sino para todos los días. ale la pena pagar el precio de tantos beneficios.

Que quiera yo estarV delgado por las buenas razones.

24 horas al día.

Pensamiento del Día.

Una de las cosas más hermosas en TA es el hecho de compartir. Compartir es una cosa maravillosa porque cuanto más se da más se recibe. En nuestros antiguos días de tragones no compartíamos mucho. Solíamos reservar las cosas para nosotros, en parte porque nada nos saciaba, pero principalmente porque éramos egoístas. Estábamos muy solos porque no compartíamos. Cuando llegamos a TA lo primero que encontramos fue que podíamos compartir. Escuchamos a otros tragones compartir sinceramente sus experiencias en sus casas, con amigos, médicos y familiares, en hospitales y en todo el habitual desbarajuste que acompaña a los tragones.

 –  ¿Estoy compartiendo mis experiencias?

Meditación del Día.

El carácter se desarrolla mediante la disciplina diaria de las obligaciones cumplidas. Ser obediente a la visión celestial y seguir el camino recto. No caer en el error de no hacer las cosas que deben hacerse. El hombre necesita una vida de oración y meditación; sin embargo, tiene que realizar su labor en los agitados ambientes de la vida. El hombre agitado es juicioso cuando descansa y espera pacientemente la orientación de Dios. Si se es obediente a la visión celestial, se puede estar en paz.

Oración del Día.

Ruego poder ser obediente a la visión celestial. Pido que, si llego a caer, pueda levantarme y proseguir.

Reflexión diaria A.A.

Una lista de bendiciones

Un ejercicio que practico es el de tratar de hacer un inventario completo de mis bendiciones . . .

COMO LO VE BILL, p. 37

¿Por qué tenía que estar agradecido? Me retiré y empecé a hacer una lista de las bendiciones por las cuales yo no había tenido que hacer nada, empezando por haber nacido con una mente y cuerpo sanos. Hice un repaso de setenta y cuatro años de vida hasta el presente momento. La lista ocupó dos páginas y tardé dos horas en hacerla; incluí salud, familia, dinero, A.A. – toda la gama.

En mis oraciones todos los días le pido a Dios que me ayude a recordar mi lista, y a estar agradecido por ella todo el día. Cuando recuerdo mi lista de gratitud, es muy difícil llegar a la conclusión de que Dios me esté fastidiando.

El lenguaje del adiós.

Satisfagamos nuestras necesidades.

Quiero cambiar de carrera… Necesito un amigo… Estoy listo para iniciar una relación.

Por lo regular, nos hacemos conscientes de nuestras necesidades.

Podemos necesitar un sillón nuevo, amor y apapachos, dinero o ayuda.

No tengas miedo de reconocer una necesidad o un deseo. El nacimiento de un deseo o necesidad, la frustración temporal al reconocer una necesidad antes de satisfacerla, es el principio del ciclo de recibir lo que queremos. Después de reconocerla, la dejamos ir y luego recibimos lo que queríamos o necesitábamos. Identificar nuestras necesidades es una preparación para las cosas buenas que están por venir.

Reconocer nuestras necesidades significa que se nos está preparando y se nos está llevando hacia aquello que las satisfará. Podemos tener fe y quedarnos en ese lugar mientras eso sucede.

Hoy dejaré ir mi creencia de que mis necesidades nunca serán satisfechas. Reconoceré mis deseos y necesidades, y luego se las entregaré a mi Poder Superior. A mi Poder Superior le importan a veces hasta las cosas más tontas y pequeñitas si me importan a mí. Mis deseos y necesidades no son un accidente. Dios me creó a mí y a todos mis deseos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: