Corriente Independiente de La Laguna

Julio 8


Comida para el pensamiento.

¿Más fuerte o más débil?

Cada vez que digo “no” al antojo de comerme un bocadito extra, me hago más fuerte.  Cada vez que me dejo vencer, me hago más débil, y más difícil se me hace decir “no” la próxima vez.

La abstinencia a tragar se logra tomando muchas pequeñas decisiones.  Gradualmente vamos conociendo lo que podemos manejar y lo que debemos evitar.  Este conocimiento no sólo se aplica a la comida, sino a situaciones y actitudes en general.  A medida que seguimos nuestro programa y tomamos decisiones correctas, ganamos fuerzas.

Como nadie es perfecto, no es necesario que nos desanimemos cuando cometemos errores.  Estamos aprendiendo a vivir, y nuestros fracasos nos enseñan más que nuestros éxitos.  El crecimiento interior es lento, pero si acudimos con constancia a  TA y continuamos con el programa, veremos unos resultados que van mucho más allá de nuestras más elevadas expectativas.  TA nos da la fuerza para volvernos gente nueva.

Gracias, Señor, por hacernos más fuertes.

24 horas al día.

Pensamiento del Día.

Los miembros de T.A. le dirán que ellos pueden mirar hacia atrás y ver claramente que se hallaban fuera de control mucho antes de que finalmente lo admitieran. Cada uno de nosotros ha pasado esa etapa en la que no queríamos admitir que éramos tragones. Hace falta mucho sufrimiento para convencernos; pero una cosa es cierta: todos nosotros sabemos, por nuestra experiencia actual que, cuando llega para atormentarnos, tragar no tiene igual.

¿Tengo yo alguna reserva en cuanto a mi condición de tragón?

Meditación del Día.

Existe una fuerza para el bien en el mundo, y cuando se está cooperando con esa fuerza para el bien, suceden cosas buenas. Se tiene libre albedrío; la elección para encontrarse en el lado recto o en el erróneo. A esta fuerza para el bien la llamamos voluntad de Dios. Dios tiene un propósito para el mundo, y Él tiene un propósito para la vida de cada quien. Él quiere que nuestros deseos estén en consonancia con los deseos de Él. Él puede únicamente operar a través de las personas. Si se trata de hacer de la voluntad de Dios la voluntad propia, se será guiado por Él. Se estará en la corriente de la bondad, arrastrado por todo lo que es bueno. Se estará del lado de Dios.

 

Oración del Día.

Ruego porque pueda tratar de hacer de la voluntad de Dios mi propia voluntad. Pido porque pueda mantenerme en la corriente de la bondad en el mundo.

Reflexión diaria A.A.

Una libertad siempre creciente.

“En el Paso Siete es donde hacemos el cambio en nuestra actitud que nos permite, con la humildad como nuestra guía, salir de nosotros mismos hacia los demás y hacia Dios.”

DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 81

Cuando finalmente le pedí a Dios que me liberase de esas cosas que me estaban apartando de El y de la luz solar del espíritu, me embarqué en el viaje más glorioso que me hubiera podido imaginar. Experimenté una liberación de aquellas características que me tenían envuelto en mí mismo. Debido a este Paso de humildad, hoy me siento limpio.

Estoy especialmente consciente de este Paso porque ahora puedo ser útil a Dios y a mis compañeros. Sé que El me ha concedido la fortaleza para hacer Su voluntad y me ha preparado para cualquier persona o cosa que se me presente hoy en mi camino. Verdaderamente estoy en Sus manos, y doy gracias por la alegría de poder ser útil hoy.

El lenguaje del adiós.

Ve con la corriente.

Deja ir el miedo y tu necesidad de control. Despójate de la ansiedad. Déjala que se escurra, mientras te zambulles en el río del momento presente, el río de tu vida, tu sitio en el universo.

Deja de tratar de forzar la dirección. Trata de no nadar contra la corriente, a menos que esto sea necesario para tu supervivencia. Si te has estado aferrando a una rama de la orilla, suéltala.

Déjate ir hacia delante. Déjate que se te lleve hacia delante.

Evita los rápidos cuando sea posible. Si puedes, permanece relajado. Hacerlo, te puede llevar seguro por las fieras corrientes.

Si te hundes por un momento, permítete subir a la superficie de manera natural. Lo harás.

Aprecia la belleza del paisaje, tal como es. Ve las cosas con frescura, con novedad. ¡Nunca volverás a pasar por el paisaje de hoy!  No pienses demasiado en las cosas. La corriente es para que la experimentes. Dentro de ella, cuídate a ti mismo. Tú eres parte de la corriente, una parte importante. Trabaja con la corriente, trabaja dentro de la corriente. No es necesario patalear. Deja que la corriente te ayude a cuidarte a ti mismo. Déjala que te ayude afijar límites, a tomar decisiones y a llevarte a donde necesites estar cuando sea tiempo de ello.

Puedes confiar en la corriente, y en tu parte dentro de ella.

Hoy me dejaré ir con la corriente.

Anuncios

Comentarios en: "Julio 8" (1)

  1. Todo es muy interesante .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: