Corriente Independiente de La Laguna

Marzo 8


Comida para el pensamiento.

Comer normalmente

La idea de que algún día podremos comer en forma espontánea, como la gente normal, es una ilusión. Los comedores compulsivos tendemos a pensar que una vez que hemos bajado el exceso de kilos podemos volver a comer “normalmente”. No es así.

De acuerdo con nuestra experiencia, el tragón sigue siendo siempre un comedor compulsivo. No hay manera de que alguna vez seamos capaces de comer con normalidad sin meternos en problemas. Cuando alcancemos nuestro peso deseado, seguiremos comiendo tres comidas al día con medida sin ingerir alimentos entre ellas, y evitando por completo la comida que, en lo personal nos lleva a darnos un atracón.

Cuando aceptemos nuestra necesidad permanente de abstinencia, cuando aceptemos el hecho de que nunca podremos volver a lo que considerábamos era una manera normal de comer, entonces podremos dejar de hacer esos intentos irracionales de experimentación que siempre fallan. Al aceptar nuestra enfermedad y aprender a vivir con ella, nos volvemos cuerdos y libres. Sólo así podremos darnos cuenta de que nuestro nuevo plan de alimentación en realidad es muy normal. El viejo hábito compulsivo de comer en exceso es lo que era extremadamente anormal.

Gracias, Señor, por la cordura.

24 horas al día.

Pensamiento del Día.

Tenemos que asistir regularmente a las reuniones de TA. Tenemos que aprender a pensar en forma diferente. Tenemos que cambiar del pensamiento tragón al pensamiento sobrio. Tenemos que reeducar nuestras mentes. Tenemos que tratar de ayudar a otros tragones. Tenemos que cooperar con Dios empleando en el programa de TA. por lo menos tanto tiempo y energía como los que utilizábamos en tragar. Tenemos que seguir el programa de TA. hasta donde nos permita nuestra capacidad.

– ¿He entregado yo mi problema alcohólico a Dios y estoy cooperando con Él?.

Meditación del Día.

El placer del verdadero compañerismo será totalmente mío. Disfrutaré de la satisfacción de la verdadera camaradería. Volverá una verdadera alegría si ahora comparto el compañerismo. El compañerismo entre personas que piensan en términos espirituales es la personificación del propósito de Dios para este mundo. Darme cuenta de esto me traerá una nueva alegría de vivir. Si participo de la alegría y de la angustia de la humanidad tendré una gran bendición. Aquí y ahora puedo vivir, en la tierra, una vida celestial.

Oración del Día.

Ruego poder ser ayudado y curado mediante la verdadera camaradería espiritual. Pido poder percibir SU presencia en el compañerismo espiritual con SUS hijos.

Reflexión diaria A.A.

Dejarlo en manos de Dios

“Cada persona que ha ingresado a A.A. con el propósito de permanecer, ha empezado a practicar el Paso Tres, sin haberse dado cuenta. En todo lo concerniente al alcohol, cada uno ha decidido entregar su vida al cuidado, orientación y protección de Alcohólicos Anónimos . . . [y] reconoce en A.A. una bahía segura para anclar el buque escorado de su propia existencia. Si esto no es poner la voluntad y la vida al cuidado de una providencia ajena, entonces, ¿qué es?”

DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 38

La sumisión a Dios fue mi primer paso hacia mi recuperación. Creo que nuestra Comunidad busca una espiritualidad abierta a una nueva relación con Dios. Mientras me esfuerzo por seguir el camino de los Pasos, siento una libertad que me da la capacidad para pensar por mí mismo. Mi adicción me tenía confinado sin posibilidad de liberación; pero A.A. me asegura un camino por el que puedo ir adelante. El compartimiento, el interés y el afecto recíprocos son lo que nos regalamos, unos a otros, y mi capacidad para regalarlo está reforzada conforme cambia mi actitud hacia Dios. Voy aprendiendo a someterme a la voluntad de Dios en mi vida, a tener dignidad, y a mantener estas actitudes regalando lo que recibo.

El lenguaje del adiós.

Sometimiento

“Decidimos poner nuestras voluntades y nuestras vidas al cuidado de Dios, como nosotros lo concebimos.”

Paso Tres de Al-Anón

La manera como adquirimos fuerza es sometiéndonos a un Poder Superior a nosotros mismos. Adquirimos fuerza de una manera nueva, mejor, más efectiva de lo que creíamos posible.

Las puertas se abren. Se abren las ventanas. Ocurren posibilidades.

Nuestra energía se canaliza, por fin, a áreas y aspectos que nos funcionan. Nos ponemos en sintonía con el Plan para nuestra vida y con el lugar que ocupamos en el universo

Y hay un Plan y un Lugar para nosotros. Lo veremos. Lo sabremos. El universo se abrirá y nos hará un sitio especial para nosotros, proveyéndonos todas nuestras necesidades. Será algo bueno. Entiende que es bueno ya, ahora.

Aprenderemos a adueñarnos de nuestra fuerza si estamos abiertos a ello. No tenemos que detenernos ante la impotencia y el desamparo. Esos son lugares temporales en los que reevaluamos dónde hemos estado tratando de tener fuerza cuando no teníamos ninguna. Una vez que nos sometemos, ha llegado el momento de fortalecernos. Deja que la fuerza venga de manera natural. Ahí está. Es nuestra.

Hoy estaré abierto a la comprensión de lo que significa adueñarme de mi fuerza. Aceptaré mi impotencia cuando no tenga fuerzas; y también aceptaré la fuerza que puedo recibir

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: